Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

El Ejército prepara a su personal para la recuperación de vehículos militares en escenarios de combate

La Agrupación de Apoyo Logístico 11 (AALOG 11) desarrolla, en la Base San Pedro de Colmenar Viejo, hasta el día 24 de febrero, unas jornadas de instrucción sobre recuperación de vehículos en ambiente hostil. A la ampliación del número de alumnos participantes y de vehículos respecto a años anteriores, se suma la novedad de trabajar con la grúa Navistar Maxxpro, un vehículo de recuperación de procedencia estadounidense, recientemente adquirido por el Ejército de Tierra, que reforzará las capacidades del personal desplegado en ZO.

Estas jornadas están destinadas a personal que será encuadrado en los futuros contingentes que van a ser desplegados en las diversas Zonas de Operaciones (ZO) en las que tiene efectivos España. Con ellas se capacita al personal asistente en el conocimiento del material empleado en la recuperación de vehículos, en su uso en diferentes escenarios y en la preparación y conducción de convoyes logísticos. Claramente no es lo mismo un vehículo militar averiado en el arcén de una autopista o en un camino de un campo de maniobras, que alejado de la seguridad de nuestras fronteras, más si cabe cuando se está expuesto a una hipotética acción de grupos hostiles a la presencia española en su territorio.

La seguridad manda, por lo que un personal instruido podrá maximizar las posibilidades de recuperar el material de forma rápida y segura. Siempre se atenderá en primer lugar la seguridad, en Zona de Operaciones se trabaja con la hipótesis automática de posible situación hostil. Llega al extremo de un incidente con fuego real sobre las fuerzas propias, bien sea directo o indirecto. Establecida la seguridad, corresponde al jefe del convoy la responsabilidad directa de organizar la recuperación del material, siendo lo normal la delegación en el personal especializado que forma parte del mismo.

En ambiente favorable es importante la gestión del tiempo empleado; lo que en Territorio Nacional puede no tener prisa, en Zona de Operaciones viene condicionado por la seguridad, si el arreglo o remolque deben ser rápidos o se dispone de tiempo para usar las técnicas que puedan asegurar, en lo posible, no agravar las posibles averías del material.

La recuperación en ambiente hostil provoca rápidamente la variación de prioridades y procedimientos. El caso más complicado se presenta ante la imposibilidad de bajar de vehículos, urgencia por abandonar la zona batida por el fuego enemigo y la obligación de reducir la posibilidad de sufrir bajas propias, llegando incluso a arrastrar el vehículo inmovilizado con un cable enganchado al vehículo de remolque.

Programa

Durante dos semanas la AALOG 11 se encarga de instruir con conocimientos teóricos y prácticos a personal procedente de todas las unidades de la geografía española con los siguientes objetivos.

•    Capacitar a los asistentes para conocer el material existente en ZO, empleado en recuperación de vehículos.
•    Capacitar a los asistentes para poder hacer uso de los medios antes mencionados en diferentes escenarios y posibles dificultades a encontrar.
•    Difundir el conocimiento teórico y práctico sobre preparación y conducción de convoyes logísticos en ZO.
•    Instruir el conocimiento básico sobre artefactos explosivos improvisados, elementos de ataque muy difundidos entre grupos hostiles.
•    Presentar los condicionantes tácticos y ambientales de la recuperación en diferentes escenarios.

 

Fotografías:  

·RG-31 en Afganistán.

·Legionarios a bordo de un Vamtac y un RG31 durante una de sus rotaciones en Afganistán.
 


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.