Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

El Ayuntamiento de Villarejo de Salvanes inaugura una exposición dedicada a la aviación

(defensa.com) Quienes se acerquen hasta el próximo 29 de noviembre a la sala de exposiciones de la Casa de la Tercia, en la madrileña localidad de Villarejo de Salvanés, podrán ver la exposición que lleva por título “Volando Voy”. Inaugurada el pasado  22 de agosto,  expone modelos reales utilizados por aficionados al aeromodelismo. Son aviones que vuelan de verdad y que ahora descansan sobre el cielo de la Tercia para ser admirados. Así, puede verse a escala, por ejemplo, la Tiger Moth que utilizaron múltiples fuerzas aéreas, encabezadas por la RAF. También otros aviones míticos, como el F-4U Corsair, el caza naval de los Estados Unidos que se destacó al final de la Segunda Guerra Mundial (SGM), y en la de Corea, y en la que libraron en 1969 Honduras y El Salvador, entre otros conflictos.

“Volando Voy” cuenta también área de maquetas en la que se pueden contemplar aviones de diferentes épocas y países, aunque con un protagonismo especial a la aviación de la Segunda Guerra Mundial. Son reproducciones construidas por José María Baca. El objetivo de las maquetas es también despertar en el visitante la curiosidad por la historia de la aviación. De esta manera se nos cuenta qué ocurrió con los dieciséis aviones B-25 estadounidenses que despegaron desde el portaviones Hornet en 1942 para bombardear Japón como golpe de efecto tras el ataque de éstos sobre Pearl Harbor.

Podría decirse que “Volando Voy” son varias exposiciones en una. La otra parte fundamental de la muestra nos llega de la mano de la Asociación Aire, y por mediación de uno de sus integrantes y vecino de Villarejo, Alfonso Sacristán. Hablamos de la exposición fotográfica “Plane Spotters, fotografiando aviones” que muestra un gran número de fotografías, en general de una muy alta calidad, sobre todo de aeronaves militares, aunque también civiles, de exhibiciones aéreas, históricas, vuelos acrobáticos, helicópteros de bomberos…, nada se escapa al objetivo de los spotters. Tres particulares, Daniel Martínez, George Popa y Miguel Ángel Galisteo han prestado los aparatos, además, la muestra contiene piezas cedidas por el Museo de Cuatro Vientos (Madrid), que pertenece al Ejército del Aire. La exposición está abierta sábados y domingos hasta el  29 de noviembre. (Julio Maíz Sanz)


© Copy Right Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.