Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

La Armada española auspicia la incorporación en la Operación Atalanta del OPV-80 ARC “7 de Agosto” de la Armada de Colombia

(defensa.com) El buque de guerra de la marina colombiana “7 de Agosto” se ha incorporado ya a la Operación Atalanta como “Close Collaborator” (literalmente, colaborador estrecho) en el control y protección de buques vulnerables y al servicio del Programa Mundial de Alimentos y en la lucha contra la piratería en el Océano Indico y en el Golfo de Adén. La experiencia servirá de modelo de futuras integraciones de otras marinas.

El buque colombiano arribó el pasado día 8 de agosto al puerto de Yibuti tras pasar una Inspección de capacidades entre los días 14 y 17 de julio, dirigida por el personal del Centro de Evaluación de la Bahía de Cádiz (EVADIZ). La inspección en España consistió en una comprobación, mediante la evaluación en puerto y ejercicios en la mar, de la interoperabilidad y capacidades del buque para llevar a cabo operaciones de seguridad marítima integrados en una fuerza multinacional. La participación del buque colombiano en la Operación Atalanta está auspiciada por la Armada Española en aplicación de un acuerdo de colaboración entre ambas marinas. La Armada Española, a través del mando español en la Operación Atalanta y de su buque insignia, el Buque de Asalto Anfibio ‘Galicia’, ayudará al colombiano ‘7 de Agosto’ a que su participación en la Operación sea un éxito y a que sirva además de experiencia y modelo de futuras integraciones de otras marinas.

La Armada española ha incorporado en el buque colombiano a un equipo de enlace para que sirva de conexión con la Operación Atalanta y las unidades españolas. Este equipo está compuesto por un oficial, un suboficial y un cabo primero, que permanecerán a bordo del ‘7 de Agosto’ hasta la finalización del despliegue en aguas del Océano Indico.

El patrullero colombiano el segundo de la clase Fasser OPV-80 de la Armada Nacional de la República de Colombia y es el primer buque colombiano que participa en operaciones de lucha contra la piratería en el océano índico. Con una dotación de 65 personas, está al mando del Capitán de Navío Darwin Alberto Alonso Torres. Tiene 80,6 metros de eslora y 13 de manga y cuenta con dos cañones, uno de 20mm y otro de 40mm, 3 embarcaciones rápidas y una cubierta de vuelo con hangar para poder operar un helicóptero Augusta Bell 412.


© Copy Right Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.