Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

La Armada de Chile compra siete aviones P68 Observer 2

(defensa.com) La Armada de Chile ha adjudicado a Vulcanair un contrato por un total de siete aviones P68 Observer 2, que serán entregados durante los años 2016 y 2017. De acuerdo con lo informado por la empresa, el avión está equipado con AIS para identificación de buques y una cámara infrarroja entre los elementosmás importantes. De esto se deduce que  no contará con la capacidad de Data Down Link (DDL) en VHF-LOS que la aeronave puede portar como equipamiento adicional.

 

Las misiones en las cuales se empleará son Búsqueda y Rescate, Policía Marítima, Búsqueda y Reconocimiento, Evacuación Médica y Transporte, algunas de estas misiones exigen volar hasta las 800 millas náuticas.

Respecto a la cámara infrarroja y aunque no se han dado detalles detalles al respecto, lo más probable es que corresponda al modelo Wescam MX-15, pues el avión está certificado para ello y ya es parte del inventario de la Armada de Chile y,de acuerdo a las fuentes consultadas, se puede descartar que corresponda a un modelo de Flir Systems, de los que también la Armada opera actualmente.

Tal como informamos anteriormente, la Armada está autorizada a comprar durante 2015 sólo dos de los siete aviones, para lo cual cuenta con USD 4.403.418,80, que evidentemente incluyen otros aspectos del contrato tales como el suministro de ILS y servicios asociados, ambos mencionados en el llamado a licitación efectuado en enero de este año. Los recursos para completar el costo de las siete aeronaves serán autorizados como parte del presupuesto 2016.

El monto total del contrato no ha sido dado a conocer por las partes interesadas, pero considerando un costo unitario de US$ 892.570,00 para un equipo Wescam MX-15 y un valor de US$ 1.239.926 para cada avión, estaríamos hablando de unos 15 millones de dólares, sin incluir el mencionado ILS y otros gastos propios de todo proyecto. Todo esto significar que el valor final del contrato excedería largamente los 10 millones disponibles el año 2013, de acuerdo con lo informado por la prensa local en agosto de dicho año citando al entonces Director General del Territorio Marítimo.

De materializarse esta situación se podría esperar que no se adquieran siete cámaras infrarrojas o que estas sean de un tercer proveedor o una combinación de ambas alternativas, es decir, menos cámaras que aviones y de un tercer fabricante. La alternativa de un aumento de recursos es difícil, pero no imposible. La ley de presupuesto acaba de iniciar su trámite en el congreso nacional y de su análisis se podrá determinar el curso de acción adoptado. (Roberto Sandoval, corresponsal de Grupo Edefa en Santiago de Chile).

 


© Copy Right Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.