Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Vuelo sobre España de un Tu-154 ruso de reconocimiento

El pasado día 24 de  marzo un aparato de reconocimiento ruso, que había salido del aeropuerto de Lisboa, efectuó un largo vuelo sobre España, que incluyó una pasada sobre la vertical de Gibraltar y la Bahía de Algeciras antes de completar la misión sobre “objetivos” portugueses. El vuelo se enmarca en los controles mutuos de seguridad autorizados en el tratado de Cielos Abiertos o de Open Skies, que se pusieron en marcha al final de la Guerra Fría por la Organización para la Seguridad y Cooperación Europea (OSCE), a la que, entre otras muchas naciones, pertenece tanto España como Rusia.

El Tupolev Tu-154M/LK-1, matriculado RF-85655, está dotado para realizar las misiones Open Skies y despegaba la mañana del  día 24 del aeropuerto Humberto Delgado en la capital portuguesa. Previamente, en la parte militar de la instalación aeronáutica lisboeta, los técnicos portugueses y españoles  prepararon la misión según lo especificado en el tratado con la tripulación de la Federación de Rusia, para posteriormente iniciar juntos la misión a bordo de la aeronave rusa que luce en su fuselaje, tanto en inglés como en ruso, la rotulación Open Skies Russian Federation.

Este Tu-154 es el único de su tipo especialmente modificado con diferentes sensores, además de contar con aperturas transparentes en el fuselaje para el uso de cámaras. La misión comenzaba sobre Portugal y al filo del mediodía se entraba en el espacio aéreo español, donde el avión ruso fotografió  instalaciones militares e industriales bajo la atenta mirada de los miembros de la Unidad de Verificación Española (UVE), que depende del Estado Mayor de la Defensa (EMAD).

Entre otros “objetivos”, pasó por la vertical de las principales bases aéreas del Ejército del Aire  en el centro y sur de España, como las de Torrejón (Madrid) y Los Llanos (Albacete). Posteriormente se dirigió a Andalucía, donde voló sobre la Bahía de Algeciras. El Tu-154M/LK-1 sobrevoló las bases de utilización conjunta con Estados Unidos de Rota (Cádiz) y Morón (Sevilla), antes de volver a Portugal, donde tras inspeccionar varios puntos del país aterrizaba en el aeropuerto de Lisboa. El sábado 25 de marzo el Tupolev volvía a Rusia, a la base aérea de Kubinka, en el Oblast de Moscú.

El aparato ruso, anteriormente asignado al Centro de Entrenamiento de Cosmonautas Yuri Gagarin donde volaba con la designación civil rusa RA-85655, cambió recientemente su decoración, transformando las siglas de su numeración a las de los aviones de Estado de la Federación rusa, que empiezan por RF,  siendo equipado con las nuevas cámaras digitales de la empresa rusa PO KSI, modelo OSDCAM 4060.

España suele recibir dos veces al año la visita de aeronaves de países del este de Europa y neutrales. Así, en 2016 operaron desde la Base Aérea de Getafe (Madrid) un Antonov An-30B, y posteriormente a finales de noviembre el Tu-154M/LK-1 ambos de la Federación Rusa, que realizaron misiones  de reconocimiento programadas, entre cuyas ajustadas reglas figura que la distancia recorrida no sobrepase los 1.800 kilómetros. (Texto y fotografía: Julio Maíz Sanz)

Fotografía: Tu-154 ruso especializado en operaciones Cielos Abiertos. Foto: Julio Maíz/defensa.com


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.