Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

El Ministerio de Defensa licita la adquisición de vehículos todo terrenos lanzables en paracaídas

(defensa.com) El 23 de abril se publicó en la Plataforma de Contratación de la Administración un Acuerdo Marco para la contratación de 20 vehículos especiales aerolanzables (VEA en nomenclatura del Ejército) informalmente conocidos como “mulas” por un valor de 1,6 millones de euros. Este anuncio corresponde a una rectificación del anuncio realizado en diciembre del año pasado, en el que la entidad adjudicadora era la Jefatura de Asuntos Económicos del Mando de Apoyo Logístico.

El 4 de junio finaliza el plazo de presentación de ofertas y el 12 de ese mes se procederá a la apertura de los sobres de las ofertas recibidas, finalizando el plazo de ejecución el 29 de diciembre de este año.

Dada su movilidad, este tipo de vehículos son idóneos para ser desplegados en misiones internacionales mediante aeronaves ligeras y operar donde no existen instalaciones próximas que permitan el aterrizaje de aviones pesados. Por ello es frecuente verlos operando en misiones humanitarias o de estabilización, por ejemplo en África recientemente.

Se determina que el precio máximo de cada vehículo será de 83.200 euros sin impuestos y entre los requisitos técnicos destaca que los vehículos deberán poder ser lanzados en paracaídas desde los aviones C-130 Hércules del Ejército del Aire. Deberá poder ser transportado en la bodega de carga de los  aviones C-130, C295 y A400M, en los  CH-47 dentro o mediante eslinga y mediante este último método en los Cougar del Ejército de Tierra.

Deberá tener una velocidad al menos 50 km/h, una autonomía de 500 km. su tara será menos o igual de 2.400 kg., pudiendo portar una carga de 650 kg. o hasta seis personas, dos en el módulo tractor y cuatro en la plataforma de carga. Además deberá poder operar en condiciones todo terreno y condiciones extremas como barro, arena o nieve y disponer de un afuste que permita la instalación de diferentes armas como una ametralladora pesada, un lanzagranadas automático de 40 mm, , misiles anticarro TOW o Spike y un lanzador de misiles antiaéreos Mistral.

Entre los candidatos encontramos principalmente dos opciones, la Mula Mecánica MM-1 de la española Einsa, que puede cargar hasta 1.200 kg y alcanza una velocidad de 80 Km/h, pudiendo recibir diferentes sistemas de armas en la zona de carga y es igualmente transportable.

Los Q-150D de la empresa Quatripole Ingeniería, suministrados a la UME y a la Brigada Paracaidista, están basados en la mula mecánica Fox de la empresa S.P.A. ya desaparecida. Dispone de una capacidad de carga de 1,5.

Aunque no está especificado, es de esperar que estén destinados a la Brigada Paracaidista ya que esta es usuaria de este tipo de vehículos y porque el lugar de entrega es el Parque y Centro de Mantenimiento de Vehículos de Rueda nº 1 (PCMVR 1) de Torrejón de Ardoz, próximo a la sede de la Brigada Paracaidista “Almogávares VI” en Paracuellos del Jarama, Madrid. (J.N.G.)

Se puede consultar el Acuerdo marco en:

https://contrataciondelestado.es/wps/wcm/connect/044b51e3-b42c-437d-a28b-63a6c7843e7c/DOC_CN2014-585646.pdf?MOD=AJPERES

Fotografía: Mula Mecánica MM-1 de Einsa.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.