Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

La mina naval de SAES en los vehículos de transporte de buceadores de JFD

La integración de la Mina Naval (MILA) de la española SAES en el vehículo de transporte de buceadores híbrido de JFD (James Fisher Defence), denominado Seal Carrier, ha sido satisfactoriamente realizada esta semana, demostrando la versatilidad de MILA y el amplio abanico de aplicaciones y equipamientos que los vehículos Seal pueden proporcionar.

MILA es una mina submarina inteligente tipo lapa diseñada específicamente para su uso por Fuerzas Especiales que incorpora un sistema de detonación controlado por ordenador. Puede ser fijada por buceadores al casco de un buque, o utilizada como carga de demolición submarina. Su forma cónica y su bajo peso le confieren una baja resistencia hidrodinámica, siendo fácil de transportar por buceadores. MILA ha sido sometida a exigentes pruebas de calificación y de operación en la mar obteniendo excelentes resultados en pruebas de detonación contra blancos de acero marino de 12, 24 y 36 mm de espesor. MILA está disponible en versiones de ejercicio (reusable e inerte) y combate.

Seal Carrier es un vehículo de transporte de buceadores  híbrido, que proporciona a las Fuerzas Especiales una alta velocidad en superficie (más de 30 nudos en una distancia de 150 Millas Naúticas) y capacidad de inserción y extracción sigilosa en modo sumergido (5 nudos en una distancia de 15 Millas Naúticas).

SAES, especializada en acústica y electrónica submarina, ofrece avanzados sistemas y equipos para la seguridad y defensa bajo el agua. Con más de 25 años de experiencia en el sector naval, proporcionamos alta tecnología y soluciones a medida en los sectores militar y civil, proporcionando: Sónares, Sistemas de Clasificación e Inteligencia Acústica, Sistemas ASW para plataformas aéreas o navales, Medición y Control de Firmas Submarinas, Minas Navales, Simulación y Sistemas de Adiestramiento.

Los vehículos JFD se crearon para facilitar la inserción y extracción acuática de las Fuerzas de Operaciones Especiales y equipamiento. En esta función, su uso permite una mejora en misiones contra buques de superficie y submarinos. Otras aplicaciones en el litoral marítimo incluyen operaciones especiales marítimas, contramedidas de minas, lucha contra el terrorismo, narcotráfico, piratería así como otras operaciones de protección marítima. JFD tiene más de 30 años de experiencia en seguridad submarina, incluyendo rescate submarino, SDVs y sistemas de buceo comercial y militar.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.