Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

El Ejército del Aire auxilia a un marinero de un buque espía ruso

El pasado sábado se producía la operación de rescate a cargo del Ejército del Aire de un marinero ruso perteneciente al buque ruso Yantar, cuando este se encontraba a más de 2.000 kilómetros de las islas Canarias. El buque de investigación Yantar de la Marina Rusa, monitorizado por el Departamento de Defensa de Estados Unidos dada su misión y sus especiales características, se había puesto en contacto con las autoridades españolas, desde el Centro Coordinador de Salvamento Marítimo de Tenerife se daba aviso al Centro Coordinador de Rescate (RCC) del Ejército del Aire en Canarias. Un helicóptero Super Puma del 802 Escuadrón, ubicado en la Base Aérea de Gando, era activado.

Antes, el buque Esperanza del Mar, propiedad del Instituto Social de la Marina, se dirigió al Yantar, procediéndose al traslado del marinero enfermo. El buque hospital se reunió con el helicóptero del 802 Escuadrón a unos 360 kilómetros al suroeste de la isla del Hierro. El marinero fue trasladado entonces hasta el aeropuerto de Tenerife Norte, a donde llegó a las 14:00 hora local, siendo trasladado definitivamente al Hospital Nuestra Señora de la Candelaria.

El Yantar: un buque muy especial

Entre las tareas que tiene asignadas el buque oceanográfico Yantar están la localización de líneas de comunicaciones submarinas de fibra óptica, sus nodos de interconexión, así como los sensores acústicos de los que dispone la U.S. Navy para localizar submarinos rusos.

El Yantar (Ámbar, en ruso) es un buque de investigación del tipo Proyecto 22010 concebido por el Bureau de diseño de Almaz en San Petesburgo y construido  por los astilleros Yantar en Kaliningrado. Tiene una eslora de 108 metros, una manga de 15 y un desplazamiento de 5.200 toneladas. Su autonomía es superior a las 8.000 millas náuticas y alberga una tripulación de 60 miembros. Fue botado en 2012 y entró en servicio en la Marina Rusa en mayo del año pasado. Ha sido diseñado y equipado para realizar investigaciones a gran profundidad, por lo que está dotado de dos sumergibles de la clase Konsul que alcanzan una profundidad de 6.270 metros. Dispone también de modernos sistemas de navegación y propulsión incluyendo pods orientables y un sistema de posicionamiento dinámico (DPS) que mantiene la posición del buque mediante GPS.

Es capaz de cortar las líneas de comunicaciones, posicionar sensores y actuar como buque de rescate dada la capacidad que tiene para operar a grandes profundidades. El buque, entre cuyas misiones también está la identificación de rutas de submarinos de la OTAN y la identificación de sus maniobras, se aproximó en su periplo a la zona de Kings Bay, en Georgia, donde se encuentra parte de la flota de submarinos nucleares estadounidenses.

El Yantar recalaba en el muelle de Poniente de Ceuta el pasado 19 de octubre, donde su presencia no pasó inadvertida, requiriendo de especiales medidas de seguridad, realizándose identificaciones por parte de la Policía Portuaria del personal que entraba o abandonaba el buque y el cierre al tráfico o a peatones del muelle donde se encontraba, según recogieron medios locales. (José Mª Navarro García)

Fotografías:
·El buque ruso Yantar
·El marinero ruso a bordo del helicóptero del 802 Escuadrón (Ejército del Aire)

 


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.