Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

“Infierno Rojo” en Colombia

La Fuerza Aérea Colombiana (FAC) ha llevado a cabo del 7 al 12 de marzo los ejercicios “Infierno Rojo” con la participación de escuadrones que normalmente se encuentran desplegados por todo el país, provenientes de las alas de Caza, Ataque y Transporte. En la Base Aérea Germán Olano, más conocida como “Palanquero”, sede de Comando Aéreo de Combate N° 1, se han reunido los escuadrones de IAI C10/12 KFir, Cessna A37B Dragonfly, Embraer T27 Tucano y A29 Supertucano, que acuden regularmente a este ejercicio. Mientras, aviones C295, Lockheed Martin C130 Hercules, Beechcraft 350 King Air y el Boeing KC 767 MMTT “Júpiter”, se han presentado por primera vez a la operación para realizar maniobras especializadas, en busca de fortalecer, incrementar y estandarizar las capacidades logísticas y operativas entre los diferentes escuadrones.

El objetivo final de ejercicio es entrenar a las tripulaciones en un ambiente exigente y realista, donde se expone toda la experiencia adquirida a través de años de exitosas operaciones en el marco del conflicto interno colombiano, las cuales han colocado a la Fuerza Aérea Colombiana como la segunda Fuerza con más horas de vuelo en combate real por año, solo superada por la United States Air Force (USAF). Así mismo, en los ejercicios se han revisado procedimientos que buscan incrementar las capacidades técnicas y tácticas en diferentes ambientes operacionales para aumentar la ya notable efectividad de los pilotos colombianos en aseguramiento de blancos, entrega de armas y bombardeo de precisión de objetivos en misiones reales. Esta experiencia y efectividad fue motivo de múltiples elogios en los ejercicios “Red Flag” de 2012, donde la FAC fue considerada entre los mejores escuadrones “STRYKER” (Golpeadores) del mundo.

Las unidades que participan por primera vez en el evento llevaron a cabo ejercicios especiales que buscan crear una doctrina de integración de las capacidades de los distintos escuadrones que permita lanzar operaciones conjuntas de manera coordinada y coherente con la realidad operacional.

Así, el avión de transporte táctico C295 realizó ejercicios de entrega de material logístico a tropas de tierra desplegadas en zonas donde no se tiene otro tipo de acceso, que es el caso recurrente de las unidades que Colombia mantiene constantemente operando en sus selvas. Este ejercicio consiste en el lanzamiento diurno y nocturno de carga en vuelo rasante y con paracaídas en áreas muy pequeñas de terreno, lo que requiere una gran precisión.

El Lockheed Martin C130 Hercules realizó maniobras F.A.R.E. (Forward Area Refuelling Equipment), con un importante componente de paracaidistas de las Fuerzas Especiales de la Fuerza Aérea, quienes entrenan diferentes técnicas y tácticas para realizar estas maniobras de reabastecimiento de combustible a aeronaves, que por medio de la infiltración y exfiltración del personal en puntos estratégicos pueden atender a los helicópteros de combate Sikorski AH60 Arpía y a los de asalto Sikorski UH60 Black Hawk, lo que permite extender la autonomía de vuelo y la capacidad operacional de estas aeronaves. El Beechcraft 350 King Air desarrolló misiones de control y tráfico aéreo avanzado de zona, así como identificación, definición y designación de blancos en tierra.

El Boeing KC 767 MMTT “Júpiter” se encargó de los ejercicios de reabastecimiento en vuelo (Refuelling) de las aeronaves de la Fuerza Aérea. La nación cuenta con esta capacidad desde los años 90, con el emblemático Boeing KC707 “Zeus”, que fue retirado el año pasado al llegar al fin de su vida activa. Ambos aviones fueron comprados en el mercado civil y adaptados con sistemas de retanqueo en Israel.

Un papel importante en estos ejercicios es el que llevó a cabo el Centro de Entrenamiento Táctico (CETAC), ubicado en esta base aérea, donde se realizan ejercicios virtuales por medio de simuladores de vuelo y las avanzadas capacidades tecnológicas con que se cuenta en la unidad. Estos ejercicios virtuales permiten un análisis en tiempo real de los avances de las operaciones y reducen notablemente el gasto presupuestal que supone un ejercicio de este calibre.

En la inauguración de estos ejercicios estuvieron presentes las tripulaciones de los escuadrones participantes que, normalmente, se encuentran desplegados en las unidades aéreas que cubren todo el territorio nacional, y fue presidida el Mayor General del Aire Jorge Tadeo Borbón Fernández, Jefe de Operaciones Aéreas de la FAC, que en su alocución señaló la importancia de este entrenamiento como la oportunidad de garantizar la interoperabilidad de las múltiples capacidades aéreas que posee la institución al servicio del país.

La Fuerza Aérea Colombiana realiza este ejercicio como preparación y preámbulo a la participación de sus unidades en los diferentes ejercicios internacionales a los que se presentará este año. Su próxima cita será en la base aérea de Chiclayo en Perú, de cara a los ejercicios convenidos con esa nación hermana. (Carlos Vanegas, corresponsal de Grupo Edefa en Colombia)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.