Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Botado en Colombia el ARC "Punta Espada"

(defensa.com) El 31 de octubre tuvo lugar la ceremonia de botadura y bautizo de la primera patrullera de costa tipo CPV, (Coastal Patrol Vessel) fabricada por los astilleros Cotecmar  para la Armada de Colombia, que inició la construcción  el 27 de diciembre de 2013 con el corte de la primera lámina y posterior armado de bloques en enero de 2014. La ceremonia estuvo encabezada por el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón, y el comandante de la Armada Nacional, almirante Hernando Wills.

 

 


El navío fue diseñado en Colombia con asesoría del astillero surcoreano STX Offshore & Shipbuilding Co.,al cual se encargó la construcción de otras dos patrulleras del mismo tipo que llevaran los nombres de ARC “Punta Soldado” y ARC “Punta Ardita”, que ya fueron botadas en el país asiático y se encuentran a la espera de ser recibidas por la Armada de Colombia.

El ARC “Punta Espada”, es un buque cuya misión principal es la interdicción marítima, el patrullaje y vigilancia de los espacios marítimos y prestar soporte en operaciones de control de fronteras para detectar, interceptar, detener, abordar, visitar e inspeccionar embarcaciones tiene capacidad para abastecer unidades de reacción rápida, así como el despliegue, toma y abastecimiento de botes de visita e inspección. El buque tiene una eslora de 45,25 metros de largo, 7,1 de manga,  calado de 1,84 metros, un desplazamiento de 286 toneladas y capacidad para una tripulación de 23 personas. El sistema de armas está compuesta por  el DARET-THOR DYNAMIC T-25 “Bushmaster”, estación remota de armas que desplegara un cañón Bushmaster M242, este sistema es de diseño 100% nacional, en un proyecto en el que participan la Dirección de Armas y Electrónica de la ARC “DARET” y la compañía Thor Defense Systems. (Carlos Venegas, corresponsal en Colombia)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.