Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian


Bolivia compra simuladores de tiro de origen cubano en lugar de fusiles

El ministro de Defensa boliviano, Reymi Ferreira, ha informado que la adquisición de fusiles para las Fuerzas Armadas del país, que reemplazaría a un tercio del armamento que tienen las Fuerzas Armadas, se aplazará y lo que se adquirirá  será tecnología cubana en simuladores de tiro. Estos serán emplazados en 8 divisiones del Ejército, institutos de formación y escuelas de perfeccionamiento. Los Simuladores de Tiro son equipos similares a los que funcionan en la Escuela de Interarmas de las FAR General Antonio Maceo, son equipos para infantería mecanizada, infantería de marina y tiro de misiles sobre información radarizada, todo desarrollado con software cubano.

“Por temas presupuestarios hemos postergado la compra (de fusiles), estamos viendo la posibilidad de hacerlo a crédito, no lo hemos definido todavía. Hay prioridades en este momento, pero sí se va a comprar. Ahora estamos con un ambicioso proyecto de incorporar tecnología a la capacitación, son simuladores de tiro, todos los ejércitos modernos lo usan y permiten ahorrar municiones, ahorrar el desgaste de armas y poner una serie de ejercicios sin necesidad de poner movimiento logístico y transporte”, aseguró el ministro. Los costos de los simuladores serán cubiertos con recursos propios del Ministerio de Defensa y con un aporte del Tesoro General de la Nación.

El país  lleva desde 2015 valorando distintas ofertas para la compra de fusiles,  un plan de adquisición que hablaba de 40.000 armas. Según relataba hace un año el propio  Ferreira “necesitamos reponer las armas de entrenamiento, ya que las que tenemos datan de 1979” . Sin embargo las limitaciones presupuestarias han impuesto postergar la compra de armas y adquirir simuladores de tiro de origen cubano. En 2002 el gobierno boliviano adquirió  10.000  fusiles Galil por 11 millones de dólares, distintas fuentes apuntan a que ese armamento quedó almacenado debido a  la falta de munición. Con simuladores de tiro se estaría optando por una solución económica que mantenga el entrenamiento de las Fuerzas Armadas.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.