Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Australia incrementa su gasto militar, que prevé sea el 2% de su PIB en los próximos 10 años

(defensa.com) El gobierno australiano ha proyectado un aumento de la inversión en Defensa del 6,1% para el periodo comprendido entre 2014 y 2015 que alcanza los 27.100 millones de dólares.

Así lo anunció el ejecutivo liderado por Tony Abbot, especificando que el nuevo presupuesto se elevará en más de 2.000 millones de dólares respecto a los 24.960 millones de la última partida de Defensa. El gasto militar australiano pasará a representar el 1,8% del PIB del país (desde el 1,6% en el que quedó el presupuesto anterior), con lo que se espera cumplir con el objetivo previsto de alcanzar un gasto militar del 2% durante la próxima década.

A medio plazo Australia pondrá en marcha nuevos proyectos para la adquisición de armamento como la compra de más de 1.000 nuevos vehículos de combate junto a la adquisición de sistemas de entrenamiento de helicópteros.

Este nuevo presupuesto contempla la reducción de la partida destinada al gasto en operaciones internacionales como Afganistán, dejando el gasto previsto para 2014-2015 en 436 millones de dólares. En lo que respecta a la permanencia de tropas australianas en el país, se espera que se cumplan los mismos compromisos oficializados por Obama la semana pasada para Estados Unidos, por lo que el retiro definitivo se produciría a finales de 2016.

Ya durante los últimos doce meses, Australia ha cerrado importantes compras de armamento que reflejan el interés en elevar sus capacidades militares, entre ellas  ocho aviones de patrulla marítima P-8ª y la posibilidad de una compra adicional de otras cuatro unidades. El país también confirmó su compromiso con el programa de cazas Joint Strike Fighter, tras asegurar que contará con 72 unidades del F-35 tras la aprobación del acuerdo para adquirir otras 58 aeronaves el pasado mes de abril por un valor de más de 11.000 millones de dólares.

Otra de las adquisiciones que se aprobaron en el mes de marzo fue la de UAVs de vigilancia marítima MQ-4C “Triton”, que podrán estar operativos a partir de 2016, aunque todavía se desconoce el número de unidades que llegarán al país austral.

Australia entra así en la carrera armamentística que vive ahora mismo la región de Asia-Pacífico, impulsadas sobre todo por el crecimiento del poder militar de China, que en los últimos meses ha mantenido peligrosos contenciosos marítimos con países como Japón, Corea del Sur o Vietnam. Según la prensa australiana, que cita fuentes del Instituto Australiano de Política Estratégica, el país podría enfrentarse a “desafíos en contra de sus intereses y soberanía”, e incluso se apunta a que el gasto en defensa con respecto al PIB se eleve en las próximas décadas “incluso al 3%”. (J.Martínez)

Fotografía:

·El Primer Ministro de Australia Tony Abbot.


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.