Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Un nuevo satélite de Hispasat incrementará el acceso a banda ancha en todo Latinoamérica

Hispasat, el operador español de satélites de comunicaciones comerciales, ha desvelado que colocará en órbita el próximo 28 de enero un nuevo ingenio espacial que, situado sobre el Atlántico, cubrirá prácticamente todos los países de Sudamérica. En servicio a partir de abril, proporcionará servicios de banda ancha, Internet, telefonía fija y móvil, televisión directa al hogar (DTH), así como televisión en alta y ultra alta definición.

El continente americano es de suma importancia para la estrategia comercial de Hispasat. “Si en 2010 el 40 por ciento del volumen de negocio de la compañía provenía de América Latina, al concluir 2016 el porcentaje se sitúa en el 60%”, ha subrayado Elena Pisonero, presidenta de Hispasat. Catalogado bajo el apelativo de 36W-1, su lanzamiento al espacio se efectuará desde la Guayana francesa, territorio al norte de Brasil. Allí se encuentra la base espacial de Kourou, que dispone de una rampa de lanzamiento del cohete ruso Soyuz, que es el encargado de situar al satélite español en órbita a 36.000 kilómetros de altura y en la posición orbital 36º Oeste.

Con un coste total que ronda los 240 millones de euros y dotado de propulsión eléctrica mediante motores de xenón, Pisonero asegura que, con la puesta a punto de este nuevo satélite, el operador español se sitúa “a la cabeza de las iniciativas para la explotación de cargas útiles de comunicaciones innovadoras”.  De 3,2 toneladas de peso, unas dimensiones de 5 x 2 x 2 metros, equipado con sus 20 transpondedores en banda Ku y otros 3 en banda Ka y con una vida útil en órbita estimada de 15 años, el nuevo y avanzado satélite es el fruto de un acuerdo público-privado entre por la Agencia Espacial Europea (ESA), la empresa alemana OHB, la Agencia Aeroespacial de Alemania (DLR) e Hispasat.

Una decena de compañías del sector tecnológico español han desarrollado los equipamientos clave de los sistemas de telecomunicaciones que viajan a bordo, labor que ha liderado el Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI).  Juan Carlos Cortés, director de programas internacionales del CDTI, recalca que Airbus Defence & Space España ha desarrollado la avanzada antena de recepción activa reconfigurable DRA-ELSA, mientras que Thales Alenia Space España es la responsable del novedoso procesador regenerativo RedSAT. El conjunto de ambos equipos permite variar desde tierra el apuntamiento de los haces de comunicaciones, lo que aporta al satélite una gran flexibilidad en la prestación de servicios y lo diferencia del resto de plataformas de comunicaciones satelitales.

Otras 8 compañías españolas ─Arquimea, CRISA,  Expace, GMV, IberEspacio, Indra, Tecnobit y Tryo Aerospace─ han suministrado importantes subsistemas y equipamientos para el buen funcionamiento del ingenio y su control en tierra. Para Xavier Lobao, jefe de división de Futuros Proyectos de Telecomunicaciones de la ESA, Hispasat “es una empresa pionera, ya que ha apostado por introducir innovación tecnológica en sus satélites”. El 36W-1 también proporcionará cobertura sobre, la península Ibérica y el resto de Europa, las islas Canarias y buena parte de los países de la cornisa sur del Mediterráneo, además de Egipto.  (Juan Pons)

Fotografías:

·El 60 por ciento de la cifra de negocio de Hispasat está en América del Sur (crédito: OHB)

·La presidenta de Hispasat junto con los directivos de la industria, la ESA y el CDTI que han participado en el nuevo satélite (crédito: JPons)

·El Hispasat 36W-1 (H36W-1) cubrirá la mayor parte del territorio de América del Sur (crédito: Hispasat)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.