Actualidad
Spanish Chinese (Traditional) English French German Italian Portuguese Russian

Un coronel de la USAF dirigirá el despegue del satélite espía español Paz

El coronel Greg Wood es el máximo responsable de las operaciones de despegue del Falcón 9, el cohete de SpaceX en cuya cofia viaja el satélite espía radar español Paz y otros 2 pequeños ingenios experimentales de comunicaciones norteamericanos. Desde 1997 ocupando destinos directamente vinculados con el lanzamiento de misiles balísticos o cohetes espaciales, el coronel Wood es ahora el 2º jefe de la 30 Ala Espacial de la Fuerza Aérea de Estados Unidos (USAF), la unidad militar que tiene a su cargo la preparación, dirección y control de los lanzamientos gubernamentales, tanto militares como comerciales, desde los varios complejos especiales existentes en la base aérea de Vandenberg.

Wood está al frente del Team V o Equipo Vandenberg, una estructura ad hoc de la 30 Ala Espacial que está integrada por cerca de un centenar de técnicos militares, funcionarios civiles y personal de las compañías privadas de servicios de lanzamiento, como es el caso de SpaceX. SpaceX ha confirmado que el despegue del cohete portador de Paz tendrá lugar el 17 de febrero a las 06:17 de la mañana en la costa Oeste de Estados Unidos ‒y no a las 06:14, que serán las 15:17 hora peninsular española. Los preparativos para el despegue “están orden”, según han confirmado fuentes de Hisdesat, empresa público-privada propietaria del satélite.

El coronel Wood también ha manifestado que el Team V “está preparado para apoyar el lanzamiento”, que es el primero que se lleva a cabo en 2018 desde Vandenberg, Esta base está junto al océano Pacifico y la alter ego de la base espacial Kennedy de Cabo Cañaveral ‒en el estado de Florida‒, situada junto a las costas del Atlántico.

Una vez en su órbita a 514 kilómetros de altura, las imágenes proporcionadas por el radar de apertura sintética de Paz permitirán que los analistas de inteligencia del Centro de Inteligencia de las Fuerzas Armadas (CIFAS) puedan proporcionar seguridad adicional a los 2.700 militares españoles desplegados en operaciones en 19 países de Europa, Asía, África y América.  La gran ventaja del radar en banda X de Paz consiste en que no le afecta la baja visibilidad, la oscuridad ni tampoco la nubosidad o la lluvia, a diferencia de los satélites ópticos, que funcionan en los espectros visible e infrarrojo.  (Juan Pons, analista de asuntos espaciales y de defensa)


Copyright © Grupo Edefa S.A. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo sin permiso y autorización previa por parte de la empresa editora.